Fenómenos Poltergeist en Enfield ~ Misterios en la Web

Sample text

Para contactarnos escribir a: misteriosenlaweb@gmail.com - Todos los comentarios son moderados, estos no aparecerán si son anónimos, irrespetuosos y/o agresivos -

sábado, 10 de septiembre de 2011

Fenómenos Poltergeist en Enfield

En la ciudad inglesa de Enfield vivía en 1977 la familia Harper, formada por la madre, separada, y sus cuatros hijos: Rosa, de 13 años, Janet, de 11; Pedro, de 10, y Jimmy, de 7.

En la tarde del 30 de agosto, las camas de Pedro y de Janet, que dormían en la misma habitación, comenzaron a moverse.

Al día siguiente, en la tarde, la Sra. Harper vio cómo la cómoda de la habitación se movía, desplazándose unos cincuenta centímetros.


Hizo venir a sus vecinos, quienes constataron que se escuchaban golpes misteriosos, y luego llamó a la policía. Pero ésta no pudo hacer nada.

A la mañana siguiente, casi a la misma hora, los juguetes de los niños fueron arrojados por una mano invisible. Los vecinos llamaron a la prensa y los redactores del diario Daily Mirror se pusieron en contacto con la Sociedad de Investigación Síquica, la que envió a uno de sus miembros, Mauricio Grosse, un renombrado ingeniero consultor.

Unos días más tarde, Guy Playfair llegó a Enfield para ayudar a Grosse, Los lanzamientos y las caídas de objetos prosiguieron en presencia de ellos.

 A la casa llegó también una mujer médium y, durante un trance, afirmó que el encantamiento se había centrado en la pequeña Janet y que muchas "entidades" enviaban su energía a las auras de Janet y de su madre. Esta médium las curó , y las manifestaciones cesaron entonces casi totalmente durante varias semanas.

El caso se complica

A fines de octubre, todo volvió a comenzar, esta vez con mayor violencia. Los muebles cambiaban de lugar, los cobertores de las camas eran arrancados, pozas de agua, incluso una con el contorno de una figura humana, aparecieron en el suelo de la cocina, una rejilla de chimenea cayó sobre la almohada de Jimmy, muy cerca de su cabeza, un radiador de gas fue arrancado de un muro.

Grosse y Playfair trataron, por medio de un sistema de ruidos, de comunicarse con la "entidad", que dijo haber vivido durante 30 años en la casa y luego se puso a decir cosas sin ningún sentido.

Más tarde, los niños vieron siluetas y sombras en la casa. Frente a numerosos testigos, la' "entidad" zarandeó un poco a las dos niñitas y dejó un mensaje diciendo que rehusaba partir. Pensando que el poltergeist podría ser obra de Rosa y de Janet, la Sociedad de Investigación Psíquica envió esta vez un equipo de investigadores al lugar de los hechos, pero no lograron encontrar ningún indicio de fraude.

De hecho, quedó claro que todo giraba en tomo a Janet.

Esta presentaba, cada vez más, señales de "posesión", tales como convulsiones, trances, etc. En diciembre, el poltergeist agregó silbidos y ladridos a su panoplia y la entidad, por intermedio de una voz desencarnada, dijo llamarse Joe Watson.

A continuación, cambió varias veces de voz y de identidad, insistiendo siempre sobre el hecho de que hablaba por una persona muerta.

Sus intervenciones eran, por añadidura, a menudo extremadamente groseras.

El poltergeist empezó a mostrar otros talentos y a atacar cada vez con mayor violencia a Janet, tratando de estrangularla con las cortinas y persiguiéndola con un cuchillo que flotaba por el aire. El lugar empezó a tener mal olor, dos incendios estallaron en unos cajones, los dos peces rojos fueron encontrados muertos en su pecera y aparecieron mensajes obscenos en los muros.

Otro médium intervino, entonces, para "cuidar" las auras de toda la familia y la calma volvió por algunas semanas.

El fin de la pesadilla

Los encantamientos continuaron de una forma más "banal, con apariciones furtivas de distintos personajes, entre los cuales hubo un doble de Mauricio Grosse.

Janet tuvo que quedarse unos días en el hospital y durante ese tiempo la actividad del poltergeist disminuyó considerablemente. En cuanto regresó, sintiéndose mucho mejor de salud, el fenómeno llegó a su fin.

Un médium holandés llamado Gmcling-Mey1ing puso fin, en forma definitiva, a las manifestaciones luego de realizar, según dijo, una intervención en el "plano astral".

Finalmente en el mes de abril de 1979, todo terminó.

Cualquiera sea la explicación que pudiera darse acerca de este famoso poltergeist, que registró más de 1.500 incidentes, cabe señalar que, cuando comenzó, existía una fuerte tensión como resultado del reciente divorcio de los padres y también debido a que las niñas se encontraban en una edad cercana a la pubertad, período de turbulencias mentales y físicas.

La historia de este fenómeno demuestra que éste se presenta a menudo cuando existen estas situaciones.

A continuación, una sesión de transcomunicación instrumental en la vivienda afectada por el fenómeno poltergeist:









Fuente: http://misterios1.tripod.com/enfield.htm

2 comentarios:

Yo me pregunto que dirá un científico cuando se descubren casos como estos?? la ciencia que puede explicar de estos casos??

Saludos

Y...se utilizarian palabras como alucinacion, demencia...o como generalmente hacen, callan (que es lo mejor)
Gracias Capandres!

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...