Diez curiosidades de la carrera Espacial ~ Misterios en la Web

Sample text

Para contactarnos escribir a: misteriosenlaweb@gmail.com - Todos los comentarios son moderados, estos no aparecerán si son anónimos, irrespetuosos y/o agresivos -

lunes, 25 de enero de 2010

Diez curiosidades de la carrera Espacial

1. El viaje de Ivanovich

A principios de 1961, poco tiempo antes del primer vuelo de Yuri Gagarin, los rusos enviaron al espacio una nave tripulada por un maniquí.

El muñeco, llamado cariñosamente Ivan Ivanovich voló en dos ocasiones vestido con un traje espacial, aterrizando después sobre un descampado. Para evitar confusiones, llevaba un letrero en el casco con la palabra 'Maket' (maniquí).


2. La cinta de la suerte


La cinta aislante ha sido una herramienta esencial en la carrera espacial. Los astronautas han recurrido a ella en las situaciones más difíciles.
Gracias a la cinta 'americana', los tripulantes del Apolo 13 pudieron fabricar el filtro de aire que les salvó la vida. En 2001, el reglamento de la NASA para la Estación Espacial Internacional estableció que en caso de un brote de psicosis a bordo, debe usarse la cinta para inmovilizar al astronauta.

3. Un pis por Gagarin

El 12 de abril de 1961, instantes antes de subir a la nave Vostok 1, a Yuri Gagarin le entraron ganas de orinar y tuvo que ausentarse unos minutos.

Desde entonces, y en homenaje al pionero espacial, todos los cosmonautas rusos que inician una misión orinan en una rueda del camión que les lleva hasta la rampa de lanzamiento de Baikonur.

El ritual se considera imprescindible para el buen término de la misión. [1]

4. El olor de la luna

Los pocos que han pisado la superficie lunar aseguran que tiene un olor muy particular, algo parecido a la "pólvora quemada". El astronauta Gene Cernan afirmó tras una caminata que en el interior de la nave olía “como si alguien hubiera disparado una carabina". Sin embargo, los kilos de muestras que los astronautas trajeron a la Tierra no huelen absolutamente a nada. Se cree que en nuestro planeta no se dan las condiciones para que el polvo vuelva a emitir su verdadero olor.

5. La mayor distancia de la Tierra

El 15 de abril de 1970, la tripulación del Apolo 13 alcanzó el punto a mayor distancia de la Tierra en el que jamás haya estado ningún ser humano.

Se encontraban en el lado más alejado de la superficie lunar, a 400.171 kilómetros de nuestro planeta.



6. La hora del sándwich

El 23 de marzo de 1965 el astronauta John Watts Young introdujo a escondidas, en la nave espacial Gemini 3 de la NASA, un sándwich de chopped de ternera y lo compartió con su compañero Gus Grissom.

La broma, aparentemente inofensiva, provocó un escándalo que obligó a la NASA a revisar sus normas de funcionamiento.
Grissom se quejó porque no había mostaza.


7. El efecto visión general

El 7 de febrero de 1971, el astronauta Ed Mitchell se encontraba de regreso a la Tierra cuando experimentó un extraño sentimiento de felicidad.

De pronto, “vio a la Tierra y sus gentes y al resto de especies y sistemas como un todo sinérgico, integrado y unificado.

Se sintió bien, en éxtasis”. Acababa de experimentar lo que los astronautas llaman efecto “visión general”.

8. Los árboles de la luna


El astronauta Stuart Roosa, miembro de la misión Apolo 14, incluyó en su kit de objetos personales un cilindro metálico con más de 400 semillas.

A su regreso, aquellas semillas de pinos, plátanos y secuoyas se plantaron en diversos lugares del mundo y fueron bautizadas como los árboles de la luna; los primeros y únicos que habían ido y vuelto de nuestro satélite.





9. La mayor velocidad alcanzada por un ser humano


El 26 de mayo de 1969 los astronautas del Apolo 10 realizaron una de las maniobras de reentrada a la Tierra más difíciles de la historia espacial.

Guiada por un ordenador prehistórico, la nave llegó a rozar los 40.000 km/h, la mayor velocidad alcanzada por el hombre, equivalente a Mach 36.



10. Una luna en la tierra

En el año 1963, la NASA recreó en el desierto de Arizona un campo de cráteres casi idéntico al que los astronautas se iban a encontrar al llegar a la luna.
Para obtener una réplica lo más realista posible se utilizaron imágenes de la superficie lunar a modo de plantilla y se modeló el terreno mediante explosiones controladas. Cada cráter debía tener el mismo tamaño y estar situado en el mismo lugar que el original.








Fuente: http://www.fogonazos.es/2007/11/diez-historias-que-quiz-no-conocas.html

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...